Próximas proyecciones:

Casa América, Madrid, 18:00, 12 de febrero.

Birkbeck Institute for the Moving Image, Londres
23 de febrero 2024

Festival de Cine Africano de Tarifa y el Instituto Cervantes:
TETUAN, Instituto Cervantes, 2 de febrero / MUNICH, Theatiner Filmkunst, 27 de febrero / HAMBURGO, Cine 3001, 7 de mayo / FRANKFURT, sede del Instituto Cervantes: 20 de marzo / BREMEN, Cine City, del 12 de febrero al 13 de mayo / BURDEOS, sede del Instituto Cervantes: del 29 de Enero a mayo.

Disponible online:

para República Dominicana

para Cataluña y España

Sinopsis

Cuando el esposo de María murió, le dijeron que tenía que dejar la plantación o trabajar en el único trabajo disponible: cortar y cultivar caña. Ella decidió tomar el trabajo que le ofrecía la Compañía a cambio de un salario de miseria y una pequeña barraca donde vive con sus cinco hijos. De esta manera, aceptó una vida de precariedad sin electricidad, agua potable ni servicios sanitarios. Así es como miles de personas quedan atrapadas en un sistema que les niega todos los servicios básicos y les despoja de sus derechos cívicos, manteniéndolos en una vida de miseria.

La gran extensión de caña de azúcar en República Dominicana ofrece este trato a miles de trabajadores Haitianos. Algunos luchan por salir – como la hija de María, con pocas posibilidades de conseguir trabajo en los hoteles de la costa. A otros se les fuerza a irse – como a Leidy y su pequeño hijo, cuando su esposo es despedido después de haber vivido y trabajado allí toda su vida. Aún así, algunos – como Yudelka o Telemín – se organizan y tratan de cambiar las condiciones de vida en las que todos están inmersos en los campos de caña. Son un obstáculo que entorpece el funcionamiento de la eficiente maquinaria que es la plantación.

Selección oficial:

Full Frame Documentary Film Festival 2021 (Estreno mundial)
 Nouveaux Regards Film Festival, Guadeloupe 2023 (Prix de Média a mejor documental)
V Festival de Cine Dominicano-RD 2023 (Mención Especial)

EATSA Art & Tourism Film Festival 2021
Architecture Film Festival Rotterdam 2021
Festival des Libertés 2021
SomCinema 12 2021
Festival del Cinema de Diritti Umani di Napoli 2021
Resistencia Nuestra Memoria: Derechos Humanos 2021
African Diaspora Film Festival 2022
Impacte Festival de Cine i Drets Humans de Catalunya 2022
Philadelphia Latino Film Festival 2022
Festival de Cine Africano de Tarifa 2022
DC Caribbean FilmFest 2022
Latinoamerika i Fokus 2022
North Carolina Latin American Film Festival 2023

Prensa:

Mal de Caña  es la tercera película del director Zapata, oriundo de República Dominicana, quien también es arquitecto y artista visual. Ambas sensibilidades se muestran en  Mal de Caña, que presta especial atención al entorno construido para los trabajadores y lo contrasta a través de una serie de tomas de helicópteros (o drones) con construcciones modernas en las ciudades de la isla y los lujosos resorts de playa que tanto adoran los turistas. También encuentra belleza incluso en los campos de caña donde estos trabajadores trabajan para el beneficio de otros. Sobre todo, respeta la dignidad de sus sujetos, que no han dejado que sus difíciles vidas se conviertan en su única historia.


Sarah Boslaugh
Artículo completo (English): http://theartsstl.com/cane-malice-full-frame-documentary-film-festival/

MAL DE CAÑA es un reportaje del más alto nivel, no solo por la información crucial que ofrece, sino por la forma sobria y sofisticada en que lo hace. El tema de la película es la industria de la caña de azúcar en la República Dominicana hoy en día. Los trabajadores de esta industria son efectivamente esclavos, atados a las plantaciones porque necesitan un lugar para vivir y nunca ganan suficiente dinero para ir a otro lugar. Juan A. Zapata construye la película a través de entrevistas cortas y directas, principalmente con los propios trabajadores (aunque también hay algunas citas seleccionadas de un economista y un organizador laboral); sus testimonios sobre la vida diaria en las plantaciones se acumulan constantemente, hasta que la obscenidad de la esclavitud se vuelve abrumadora.

Como SHOAH (1985) de Claude Lanzmann, MAL DE CAÑA aborda un sistema deshumanizador gigantesco a nivel del suelo, considerando lo que se necesita, persona por persona, para despojar a una población de su humanidad. En una escena, una trabajadora atraviesa la parcela de tierra en la que trabaja para mostrar cuánta caña de azúcar necesita cortar para ganar solo veinte dólares estadounidenses. En otra escena, una joven señala lo rápido que tuvo que decidir su madre si quería volver a casarse después de enviudar porque solo podía quedarse en la vivienda patrocinada por la empresa si estaba casada. Algunas de las revelaciones más desgarradoras llegan en forma de tomas silenciosas: una corriente negra y contaminada que bordea una comunidad de trabajadores donde los habitantes deben desechar sus desechos corporales; las pequeñas chozas que sirven como hogar a tres familias diferentes, las áreas de estar delimitadas por sábanas colgantes. La implacabilidad de estos "pequeños" detalles comunica cómo la esclavitud mancha todos los aspectos de la vida de los esclavos, pero la película es igual de sombría cuando Zapata se detiene a considerar una imagen más amplia de la sociedad. Como explica un experto, la esclavitud persiste en la República Dominicana en gran parte porque los dueños de las plantaciones tienen al gobierno y los tribunales en su bolsillo; es un recordatorio digno de que cuando una injusticia de esta magnitud permanece en su lugar, toda la sociedad que lo permite está corrupta. (2021, 75 min, Protección Digital)

Ben Sachs

Artículo completo (English): https://www.cinefile.info/cine-list/2022/06/10/061622

Documental de denuncia contado un poco en do menor, la película de Zapata, con producción fundamentalmente catalana, alterna los testimonios de los afectados y de los expertos en esta situación tan atroz, con los hermosos paisajes de llanuras inmensas plantadas de caña de azúcar, de un verde que se pierde en el horizonte, a veces con planos de drones que presentan llamativas imágenes tanto de los campos como de los precarios “bateys”, con sus frágiles casas de chapa de madera también pintadas de verde, casas insertas en grandes cuadrículas donde todo parece ser así desde siempre, y que será así para siempre. Con una límpida fotografía y buen sentido del encuadre, a veces un poco a lo “Hopper”, sobre todo en las infraviviendas, la película denuncia una de esas situaciones oprobiosas que se dan en países en los que, como ocurre en la República Dominicana, a pocos kilómetros tienen gigantescos resorts turísticos como los de Punta Cana, donde miles de europeos y norteamericanos disfrutan de una vida a la que los peones de Romana no podrán acceder jamás.

Enrique Colmena

Artículo completo: https://criticalia.com/pelicula/mal-de-cana